19.6 C
Las Varillas
domingo, septiembre 26, 2021

CHIOCARELLO SOBRE LAS PASO: “HEMOS HECHO UNA BUENA ELECCIÓN”

El ex Intendente Daniel Chiocarello se manifestó conforme con los resultados de la elección del domingo pasado y destacó el porcentaje de votos que...

Últimas Noticias

ACCIDENTE FATAL: ATROPELLARON A UN HOMBRE EN RUTA 13 CERCA DE SACANTA

Un hombre de 43 años fue atropellado sobre la ruta 13 en la tarde de este sábado. El accidente sucedió a las 16:45 hs....

ALICIA: DOS PERSONAS LESIONADAS POR UN ACCIDENTE ENTRE MOTOS

Un accidente entre dos motocicletas tuvo lugar en la tarde del viernes en calle Salta Esquina Mitre de la localidad de Alicia. Una mujer de...

Por qué la pandemia en Brasil es una “Fukushima biológica” que amenaza a todo el planeta

La atleta de maratón acuático brasileña Ana Marcela Cunha recibe del Ministro de Salud, Marcelo Queiroga, la vacuna de Pfizer contra la covid-19 durante una jornada de vacunación para atletas olímpicos y paralímpicos rumbo a Tokio 2020 hoy, en Río de Janeiro (Brasil). EFE/ Antonio Lacerda
La atleta de maratón acuático brasileña Ana Marcela Cunha recibe del Ministro de Salud, Marcelo Queiroga, la vacuna de Pfizer contra la covid-19 durante una jornada de vacunación para atletas olímpicos y paralímpicos rumbo a Tokio 2020 hoy, en Río de Janeiro (Brasil). EFE/ Antonio Lacerda (Antonio Lacerda/)

La semana pasada, Brasil superó los 15 millones de contagios y ya suma 432.000 muertes por COVID-19, después de registrar en los últimos días más de 3000 y hasta 4000 decesos diarios, según las cifras oficiales divulgadas por el Gobierno de presidente Jair Bolsonaro.

Desde el primer contagio, el 26 de febrero de 2020, y de la primera muerte, el 12 de marzo, ambos en San Pablo, el país se encuentra sumido bajo una crisis sanitaria sin precedentes durante esta pandemia. Miguel Nicolelis médico y profesor de neurobiología e ingeniería biomédica en la Universidad de Duke en EEUU es uno de los científicos que más conoce la realidad del país carioca de cara al coronavirus. Durante 11 meses, dirigió uno de los grupos de trabajo científicos más grandes que luchan contra el COVID-19 en Brasil y publicó algunos de sus resultados en la prestigiosa revista científica Scientific American esta semana.

“Estar en Brasil ahora mismo se siente como estar atrapado en medio de un caótico campo de batalla, un asedio de 14 meses, sin nadie a cargo de tu lado de las trincheras. Totalmente rodeado de un enemigo letal que se acerca cada vez más a ti y a tu familia. Este enemigo biológico sigue transformándose de una manera que parece estar bien adaptada para infectar a todos los que están a su alcance, sin mostrar piedad ni por las mujeres embarazadas ni por sus bebés recién nacidos”, comienza a describir Nicolelis.

Trabajadores médicos atienden a pacientes en la sala de urgencias del hospital Nossa Senhora da Conceicao que está saturado por el brote de coronavirus, en Porto Alegre, Brasil.  REUTERS/Diego Vara/Foto de archivo
Trabajadores médicos atienden a pacientes en la sala de urgencias del hospital Nossa Senhora da Conceicao que está saturado por el brote de coronavirus, en Porto Alegre, Brasil. REUTERS/Diego Vara/Foto de archivo (Reuters Photographer/)

“Después de 12 meses de una guerra biológica tan brutal, más de 432.000 brasileños han muerto; el número de muertes aumentó a más de 4000 muertes por día a principios de abril, y el número de nuevos casos por día superó los 100.000, llenando los hospitales a su capacidad con decenas de miles de pacientes terminales que ocupan todas las camas de UCI disponibles en un país que tiene uno de los sistemas nacionales de salud pública más grandes del mundo y más hospitales que los Estados Unidos. Un tsunami tan constante de pacientes gravemente enfermos ha llevado a un colapso sin precedentes del sistema de salud del país entero y al establecimiento de otro par de récords mundiales en términos de profesionales sanitarios tanto infectados como fallecidos”, afirma.

“Esto, en pocas palabras, es la hecatombe catastrófica y sin precedentes en la que Brasil se encontró atrapado a mediados de abril de 2021. Una segunda ola devastadora de la pandemia comenzó a afectar a las cinco regiones del país a principios de noviembre de 2020. en parte, del relajamiento prematuro y caótico de las medidas de aislamiento social que habían ayudado al menos a algunas regiones del país a contener lo peor de la fase inicial de la pandemia. Empeoró debido a los grandes mítines políticos públicos que precedieron a las dos rondas de las elecciones nacionales de 2020, generando una multitud de eventos superpreaders en todo el país. Y la situación se agravó con la Navidad y el Carnaval, la fiesta nacional más grande. Para empeorar las cosas, Brasil se encuentra con una nueva variante del SARS-CoV-2, conocida como P.1, que surgió primero en la región amazónica del país. Después de causar estragos en toda la ciudad de Manaos, la metrópolis más grande de la zona, la variante se extendió rápidamente por todo Brasil durante los primeros tres meses de 2021. Al menos 2,5 veces más transmisible que el virus original, la variante P.1 proporcionó el resultado final de empujar para transformar la segunda ola en un verdadero tsunami que ha puesto de rodillas a todo el país y ha desencadenado la mayor y más devastadora crisis humanitaria de la historia brasileña”, precisa el especialista.

Un grupo de personas asiste al entierro de un ser querido víctima de covid-19 en el cementerio Campo da Esperança, en la ciudad de Brasilia (Brasil). EFE/ Joédson Alves/Archivo
Un grupo de personas asiste al entierro de un ser querido víctima de covid-19 en el cementerio Campo da Esperança, en la ciudad de Brasilia (Brasil). EFE/ Joédson Alves/Archivo (EFEI0500/)

Y prosigue: “A principios de marzo, los hospitales ya no estaban colapsando solo en Manaos, sino también en las áreas metropolitanas más ricas de las regiones sur y sureste de Brasil: ciudades como Porto Alegre, Florianópolis y, lo más preocupante de todas, la ciudad de San Pablo. Con su área metropolitana como hogar de más de 23 millones de personas, San Pablo exhibe con orgullo la infraestructura médica y hospitalaria más grande no solo de Brasil o América Latina, sino de todo el hemisferio sur. Sus hospitales privados son insuperables en el mundo y la calidad de sus profesionales de la salud es reconocida a nivel nacional. Sin embargo, ninguno de estos hechos impidió la ciudad se sumergiera profundamente en las aguas del maremoto que se estrelló contra su costa desde todas las direcciones del país. De ciudades grandes y pequeñas en el campo del estado de San Pablo, y de otros estados del país, un cúmulo de pacientes terminales pronto requirió cerca del 93 por ciento de las camas de UCI disponibles en la ciudad, liderando virtualmente todo su sistema hospitalario. hacia un colapso total. Según informes semanales emitidos por la respetada Fundación Oswaldo Cruz, la mayoría de las principales ciudades brasileñas experimentaron el mismo tipo de demanda aplastante en las instalaciones de la UCI”.

La gran cantidad de pacientes y el consiguiente hacinamiento de las UCI y las enfermerías de los hospitales, la falta de medicamentos básicos y respiradores y el agotamiento total de los profesionales de la salud afectaron el resultado de la pandemia. En San Pablo, 7 de cada 10 pacientes de la UCI que fueron intubados durante un período reciente de cuatro semanas no sobrevivieron. En algunos estados del norte y noreste, la tasa de mortalidad alcanzó un surrealista 9 de cada 10 pacientes intubados. Desde que comenzó la pandemia, Brasil ha visto crecer constantemente el porcentaje de muertes entre las mujeres embarazadas infectadas, alcanzando un asombroso 12,7 por ciento en algunas partes del país.

Más de 1.600 bebés han muerto hasta ahora porque nacieron prematuramente o porque nacieron con COVID y murieron por complicaciones posteriores, una tasa de 10 a 20 veces más que en los EE. UU. Y el Reino Unido Y si quedaba alguna duda de que la pandemia ha provocado profundos cambios estructurales en la sociedad brasileña, sólo hay que mencionar que es muy probable que, por primera vez desde que se mantienen registros confiables, Brasil pronto registre más muertes mensuales que nacimientos. Al caer de un exceso de aproximadamente 126,000 nacimientos más que muertes por mes en 2019, este número se redujo a un promedio de 96,000 nacimientos mensuales más que muertes en 2020.

Las muertes de bebes prematuros y madres por la epidemia ha crecido - EFE/ Paolo Aguilar /ARCHIVO
Las muertes de bebes prematuros y madres por la epidemia ha crecido – EFE/ Paolo Aguilar /ARCHIVO (EFEI0373/)

En marzo de 2021, este superávit se redujo a solo 46.000, pero en estados como Rio Grande Sul y ciudades como Río de Janeiro las muertes ya superaron a los nacimientos. Es posible que el resto del país siga pronto este cambio alarmante. El número de muertes diarias es ahora tan abrumador que incluso los numerosos cementerios y crematorios de San Pablo están luchando con el dramático aumento de la demanda, lo que plantea la cuestión de si el país podrá manejar adecuadamente los cuerpos de las víctimas de la pandemia si la situación continúa deteriorándose.

En medio de todo el horror y sufrimiento provocado por esta tragedia humana que aún se desarrolla, el gobierno federal y, en particular, el presidente de Brasil, no ha hecho prácticamente nada para mitigar la situación. Más bien, ha ocurrido lo contrario: el presidente Jair Bolsonaro desempeñó voluntariamente el papel del mejor aliado del virus en muchas ocasiones ya que ha defendido el uso de medicamentos preventivos, como la hidroxicloroquina, que no funcionan contra el COVID. Ha hecho campaña febrilmente, incluso presentando una petición ante la Corte Suprema, contra cualquier forma de aislamiento social o el uso generalizado de máscaras, y ha realizado intentos clave de manera espectacular para obtener las decenas de millones de dosis de vacunas que Brasil necesita.

Bolsonaro, que ahora enfrenta más de 100 llamados a juicio político y una investigación legislativa sobre su desempeño, se ha convertido en el mayor aliado de Sars-CoV-2, no solo en Brasil sino en todo el mundo; un verdadero enemigo público número uno en la lucha mundial contra la pandemia de COVID-19. Digo esto porque, en su incapacidad para manejar adecuadamente la crisis brasileña, la conducta inepta, incompetente y potencialmente criminal de Bolsonaro, como concluyó una comisión del Colegio de Abogados de Brasil en un informe oficial reciente en el que afirma que el funcionario ha creado las condiciones para que Brasil se convierta en uno de los laboratorios a cielo abierto más grandes del mundo, permitiendo que las mutaciones potenciales de Sars-CoV-2 se generen en un número casi inimaginable. Y con esa cantidad tan explosiva de mutaciones en todo el país, continúa la oportunidad de generar todo tipo de variantes del virus, incluidas las más infecciosas y aún más letales.

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, es acusado de promover las conductas que alientan los contagios y muertes EFE/Joédson Alves
El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, es acusado de promover las conductas que alientan los contagios y muertes EFE/Joédson Alves (EFEI0023/)

Una vez que surjan, estas variantes tendrán amplias oportunidades de llegar a los países vecinos de América Latina y, eventualmente, al resto del mundo, en cuestión de semanas o meses. La variante P.1, que ha contribuido a la segunda ola devastadora de Brasil, ahora se ha detectado en al menos 37 países en todo el mundo, un verdadero “Fukushima biológico”. Como un reactor nuclear que entra en una reacción en cadena incontrolable, la tragedia brasileña muestra todos los signos de una amenaza global emergente.

En este contexto, la comunidad internacional debe responder a esta gran amenaza global presionando al gobierno brasileño para que revierte su manejo de la pandemia para reducir la transmisión viral, nuevos casos y muertes lo más rápido posible. Para que eso suceda, la Organización Mundial de la Salud, e incluso el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, deberían exigir que Brasil cree un grupo de trabajo científico nacional con suficiente respaldo político y financiero para manejar todos los aspectos de la gestión de la pandemia en el país. Dicho grupo de trabajo debería tener el poder de instituir medidas rígidas de distanciamiento social, como un cierre nacional. También debe involucrar a la comunidad internacional para garantizar un aumento significativo en el suministro de vacunas y medicamentos de emergencia a Brasil lo antes posible.

Se debe advertir severamente al gobierno brasileño que la falta de cooperación en este esfuerzo global para controlar la pandemia podría conducir a un mayor aislamiento del país de la comunidad internacional e incluso a la imposición de duras sanciones económicas. Por mucho que me duela escribir estas líneas sobre el país que tanto amo, no veo otra forma de lidiar con un presidente y un gobierno que voluntariamente llevaron a Brasil a la mayor crisis humanitaria de toda la historia del país, ignorando totalmente el tremendo sufrimiento que esta tragedia ya ha impuesto al pueblo brasileño. El mensaje hacia y desde la comunidad internacional debe ser alto y claro: o saldremos juntos de esto o no saldremos de esto en absoluto.

SEGUIR LEYENDO:

Brasil superó los 15 millones de casos confirmados de COVID-19

Coronavirus en Brasil: la tercera parte de los adultos de San Pablo contrajo COVID-19

Latest Posts

ACCIDENTE FATAL: ATROPELLARON A UN HOMBRE EN RUTA 13 CERCA DE SACANTA

Un hombre de 43 años fue atropellado sobre la ruta 13 en la tarde de este sábado. El accidente sucedió a las 16:45 hs....

ALICIA: DOS PERSONAS LESIONADAS POR UN ACCIDENTE ENTRE MOTOS

Un accidente entre dos motocicletas tuvo lugar en la tarde del viernes en calle Salta Esquina Mitre de la localidad de Alicia. Una mujer de...

DANIELE APOYA EL NUEVO POSTEO DE LA FIBRA ÓPTICA DE TELECOM

La empresa multinacional de telefonía está realizando obras de postación en algunos sectores de la ciudad para llevar los servicios de telefonía e internet...

DIERON A CONOCER LA GRILLA DE ARTISTAS PARA LA FIESTA DE LAS COLECTIVIDADES

Con motivo de las Fiestas Patronales de Las Varillas, se dieron a conocer los espectáculos previstos desde el 7 al 10 de octubre. En...

Te puede interesar

¿DÓNDE VOTÁS? CONSULTÁ EL PADRÓN POR LA WEB

Las autoridades electorales recomendaron verificar el lugar de votación en el padrón, de cara a las PASO del domingo, ya que uno de cada cuatro...

INFORMARON 3 NUEVOS CASOS DE COVID

Este viernes, informaron 3 nuevos casos de covid y el alta médica de 6 personas que se recuperaron. Por lo tanto, la cifra de...

EL PARTIDO HUMANISTA DEVOLVERÁ DINERO REMANENTE DE CAMPAÑA

El Partido Humanista, que en nuestra provincia está representado por la lista Córdoba Humanista, ha decidido devolver el dinero remanente de los gastos de...

ACCIDENTE EN CALLE INDEPENDENCIA: UNA MUJER SE CAYÓ DE SU MOTO

En la mañana de este jueves, una mujer que se trasladaba en una motocicleta 110 cc se cayó mientras circulaba por la calle Independencia,...

QUIENES NO HAYAN RECIBIDO LA PRIMERA O SEGUNDA DOSIS PODRÁN VACUNARSE ESTE JUEVES

Ya se abrió la convocatoria para las personas que necesiten recibir primeras o segundas dosis de vacunas contra el covid, sin turno previo. Hay disponibles...